Compartir esta noticia

Según las informaciones que ha entregado La Fiscalía General de la Nación dio a conocer que una fiscal del Grupo Especial para la Lucha contra el Maltrato Animal (Gelma) logró la judicialización de cuatro personas que, al parecer, operaban un matadero clandestino de cerdos que no cumplía con las condiciones de salubridad ni reunía los requisitos básicos de cuidado de los porcinos en la Villa de Robledo.

Se conoció igualmente que en la diligencia de registro y allanamiento ordenada por la Fiscalía y realizada por unidades de la Policía Nacional en un inmueble de Cartago (Valle del Cauca), se constató que los cerdos eran sometidos a situaciones adversas y de estrés durante varios días y posteriormente, eran sacrificados mediante métodos artesanales y en lugares no aptos para esta actividad.

Se dijo también que el ente investigador indicó que el material de prueba da cuenta de que la carne obtenida en este matadero no sería apta para el consumo humano.

Categories: Uncategorized

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *